15 ene. 2010

Clave del día:


Salir de trabajar mas temprano para llegar a la bella ciudad de Monte Grande y sorprenderse al ver que todos los accesos a la misma se encuentran bloqueados por éstos oscuros seres que residen en las afueras de la ciudad.
Putear, sufrir su violencia e impunidad, llegar dos horas mas tarde que lo habitual (habiendo salido antes), putear a tu vieja, al perro, a tu novia/o, maldecir a los transformers, comer lo que haya a mano e ir a dormir para repetir todo al día siguiente.

10 ene. 2010

Se fue la primera...

El siglo XXI arrancó hace rato y la primera década terminó. Con ella, se fueron un sin fin de atentados nuevos, clubes chicos campeones, papelones políticos de todo tipo y una infladísima gripe cochina. Pero todo eso me chupa un huevo, porque rockisticamente cerró una década excelente. No tanto a nivel nacional, que se basó prácticamente en el sabor del reencuentro de viejas bandas ávidas de dólares, sino internacional, donde si bien es cierto que también se juntaron a robar un montón de ancianos con peluca rubia, surgieron agrupaciones nuevas por demás talentosas. No voy a aburrir el post con la historia de cada una; pero quería destacar un par de cosas:

  • El resurgimiento del garage rock, caracterizado por su buscada baja fidelidad de sonido. Formaron parte de esta movida en un principio The White Stripes, que aunque arrancaron a fines de los 90s, saltaron a la fama con White Blood Cells en 2001, asique para mi son de esta década. En particular Elephant es el disco que mejor los describe, con un parecido a Led Zeppelin muy fuerte en varios pasajes del disco.
  • También toman la posta del enfoque anterior unos pibes de New York que se dan cuenta que después de tanta distorsión pearljamera de la década anterior, era ya momento de volver al efecto de viola sucio pero ni cochino ni trashero, y contando además con dos aspectos claves; la capacidad musical de sus miembros (salvo el cansino bajista) y el increible talento de Casablancas para escribir hits y cantarlos por un portero eléctrico roto. Luego de Is This It? en 2001, sale dos años después Room On Fire, que aunque algunos pelotudos dijeron que era igual al primero, para mi son marcadamente diferentes. La banda llena de excesos, continua sus giras (incluyendo su 3er disco en el medio, First Impressions of Earth) hasta el 2006, año en que no sale más de gira hasta la actualidad.

  • En la Navidad del 2001, dos pibes de 15 años vecinos, pidieron al gordo comunista boreal, como regalo, sendos instrumentos musicales, porque les gustaba Oasis -que casualmente, se desbarrancó al comienzo de esta década, sacando en el 2000 Standing on the Crap of Liam- y querían armar una banda. Como a los dos les regalaron guitarras, decidieron incorporar un pibe del colegio que tocara el bajo. Tenían un amigo más, que no tocaba nada y entonces se compró una batería. Después de un tiempo, MySpace y diversas páginas web dieron a conocer al mundo (al mismo tiempo que a su país natal, hecho hasta entonces inédito) a Arctic Monkeys, genios de esta década (el que no opine como yo, haga cola para chuparme un huevo).

  • Iba a escribir sobre otras bandas muy grosas como The Killers, Franz Ferdinand, The Fratellis y Carpe Noctem (guiño guiño), pero me llamó mi vieja a comer y me importa mucho una porción de tarta de jyq que ésta nota.